jueves, julio 29, 2004

Eterno resplandor de una mente sin recuerdos

Cine
piceternalsunshine6
Esta es una de esas películas que mi papá y mi mamá no disfrutarían. Esas que a mi tía maruja habría que explicarle vos veces despues de haberla visto por tercera ocasión. ¿Porque ésta complicación para enteder Eterno resplandor de una mente sin recuerdos? Simple, la película esta muy relacionada con el montaje de un videoclip, y para alguien no es ducho en el visionados de este tipo de producto posmoderno, le cae como un balde de agua fría en medio del cine.
Su director, el francés Michel Goundry (conocido por ser director de excelentes videoclips musicales), presenta con Eterno resplandor de una mente sin recuerdos su segundo largometraje cinematográfico, su primer film fue Human Nature. Escrita por Charlie Koufman, guionista de ¿Quieres ser John Malkovich?, El ladron de orquideas y Confesiones de una mente peligrosa, esta película cuenta la historia del amor entre Joel ( Jim Carrey) y Cementine (Kate Winslet).
Al terminarse el amor, Clementine decide borrar de su mente Joel a través de un complicado proceso psicológico, este consiste en dañar el cerebro para producir el olvido. Despechado al enterarse de que habia sido expulsado de los recuerdos de su ex-novia, Joel recurre al mismo tratamiento. Pero en medio del proceso se arrepiente e intenta resistir el tratamiento, huye junto a su recuerdo de Clementine y se esconde en experiencias pasadas ocultas en su mente.
La Película es muy buena, cuenta un amor mas parecido al de la vida real que el de las típicas comedias románticas y nos hace reflexionar acerca de la importancia de los recuerdos y el papel que podemos jugar si intentamos desechar los nos incomodan.
Su narratividad videoclipzada es dificil de asimilar, pero una vez consegido permite el goce supremo de una nueva manera de contar historias. La mente no es algo ordenado, como un libro, lineal; sin duda se parece más a un laberinto de grueso follaje donde hay millones de puertas ocultas y corredores escondidos que guardan nuestro más profundo sentido del ser. Eso nos demuestra este film...
Les debo los links...
Adio!

3 comentarios:

valeria dijo...

Ya que ando por aquí me quedé leyendo tu blog y lamento corregirte en algo: los jovatos sí entendemos "Eterno resplandor de una mente sin recuerdos", ja, ja, no sé que edad tendrán tus padres o tu tía, je, je, yo ando por los 36 y la peli me encantó!!, ta bien que tan jovata no estoy pero entre 36 y 46 no debe haber tanta diferencia generacional. La peli está buena porque está buena, no solo por la manera en que está presentada, sino porque a la larga dice lo que todos sabemos: el amor no muere, no se olvida ni se aniquila. Saludos!!

Aguuus...!! dijo...

Tengo que aceptar que la primera vez que la vi la odie muchisimoooo!!! Seguramente es un rechaso a las películas con directores franceses como Amelié, pero no se que es lo que tienen porque a la segunda vez que lo pasan la vuelvo a ver y el efecto de rechaso se va minimizando... es muy raro pero ahora adoro Etreno Resplandor de una mente sin recuerdos. Hace poco me enteré que en no se qué país la llamaron: "Sal de mi mente!" Pffff!
Muy buen blog...
Buen domingo

yazz dijo...

esta peliculaaa es la mejor que he visto en toda mi vidaa. jaj sii es demaciado0 divertidaaa y jaja me tenia algo hipnotizadaa jaja no dejaba de verla ..! el tema y la manera en que realizada me encanta eso de poder borrar la memoriaa. es exelenteee.! al final lo que queda como moraleja es que el amor jamas podra ser manejablee..! mee.e! jaja