domingo, abril 05, 2009

Lanata se despidió con munición pesada

Fiel a su estilo, el periodista que fundó Página/12 y Crítica de la Argentina, dejó la dirección del diario con una carta formal de la cual apenas importa el último párrafo. Ya el viernes, cuando había trascendido su renuncia y Clarín la confirmó, el gordo adelantó una tapa del domingo en la web (algo impensado) sobre el lavado de dinero que involucraba a directivos de Clarín, y después se despachó contra Ernestina Herrera de Noble donde a la señora del Grupo más le duele: en las sospechas sobre la adopción de sus hijos, sobre la cual existen denuncias. Una guerra aparte. A continuación el último párrafo de Lanata como director del diario:
Párrafo aparte merece la reacción de ayer de algunos medios al informar con verdadera mala leche sobre esta noticia. Es gracioso y patético verse corrido por izquierda por Clarín: que el diario que convivió e hizo grandes negocios con los militares (Papel Prensa, junto a La Nación), gerenciado por la señora que se sospecha apropiadora de hijos de desaparecidos, que implementa el terror como política laboral (no tiene, por ejemplo, comisión interna) sostenga en un artículo sin firma que Crítica “moderó últimamente su posición sobre Kirchner” es tan torpe que resulta cándido. “Lanata se va por la caída en las ventas” dice Clarín luego de aclarar que no tiene cifras del IVC sino afirmaciones del mercado. Crítica tiene, sin embargo, cifras del IVC: en febrero Clarín cayó 61.875 ejemplares los domingos y 26.213 de lunes a viernes. Cifras altas incluso para los 250.000 ejemplares promedio de Clarín. El diario que montó ilegalmente Radio Mitre, que obtuvo Canal 13 del menemismo y logró la fusión monopólica del cable con Kirchner nos acusa de falta de independencia. Clarín no soporta que no le tengan miedo. Me hubiera gustado, al menos, dar esta pelea con Roberto Noble, su creador, y no con su lobbista Héctor Magnetto y el genuflexo señor Kirschbaum, cada día más encorvado por decir que sí. Nada de lo que digan sobre nosotros cambiará la imagen que ustedes tienen al mirarse al espejo.
Adio!

2 comentarios:

Federico Aikawa dijo...

Patético lo de ambos. Clarín tirándole mierda a Crítica como si fuera el culpable de la caída de las ventas (podrían mejorar el diario el lugar de hacer estas cosas) y Crítica sumándose a esa batalla refritando una nota en contra de Clarín de hace casi un año atrás.

La cagada de la ida de Lanata, es que nadie podrá decir "El diario de Lanata" y creo que así como existen partidos unipersonales (que no sirven para un pomo) parafraseando al querido Alfonsín, deberíamos seguir las ideas y no a las personas.

Hay que ver como sigue después de su partida y como lo toman los lectores.

Un abrazo!

Mario A. Caruso dijo...

Gracias por la cita. En serio.
Saludos.

Mario